DREAMER

lunes, 20 de julio de 2015

PUENTES





── ¿No hay más puentes señor?
── Me temo que no- respondió el anciano que había accedido a acompañarla a aquel recóndito lugar del final del mundo.
Por primera vez en todo aquel tiempo de búsqueda incansable, ella decidió volver a casa.
Volvía tan sola como había partido pero esta vez sin su esperanza secreta.
Tanto tiempo había pasado que ya nadie la reconocía, había cambiado tanto por fuera como por dentro. Solo alguien la advirtió por su perpetua manía de mirar a los ojos y se acercó a recibirla. Allí estaba aquella mujer que un día se fue de su lado en busca de un beso invisible al final de un puente imaginario.
La abrazó y en su abrazo, ella sintió que su viaje había concluido.


 Teresa Delgado © 2015


Safe Creative #0911260084719  Copyright © - Se otorga permiso para copiar y redistribuir este artículo con la condición de que el contenido se mantenga completo, se dé crédito al autor(es), y se distribuya gratuitamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lo que escribo habrá valido la pena si llega a ese otro lado que eres tú.
Es entonces cuando firmo...
Cuéntame