PÁJAROS- Gustavo Santaolalla

miércoles, 16 de mayo de 2018

PEQUEÑO INCIDENTE


Fotografía: marcos Rivero Mentado

 PEQUEÑO INCIDENTE
 Siempre se me antojaba tender la ropa de noche, cuando llegaba reventada de aquel maldito trabajo que estaba acabando con mi cuerpo y con mi espíritu.
Aunque confieso que, en el fondo, subir a la azotea y contemplar los ojos encendidos de la ciudad a mis pies le daba cierta sensación de libertad a esa alma poeta que, aún hoy, se resiste a abandonarme.
Recuerdo que, aquella noche hubo un apagón repentino mientras tendía el tercer calcetín desparejado y que del susto me agarré de la liña, único sustento sólido en medio de aquella oscuridad y de aquel frío.
Por suerte, me había quitado los zapatos antes de subir al taburete. Si no, seguro que me mato.


Teresa Delgado © 2018


Safe Creative #0911260084719  Copyright © - Se otorga permiso para copiar y redistribuir este artículo con la condición de que el contenido se mantenga completo, se dé crédito al autor(es), y se distribuya gratuitamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lo que escribo habrá valido la pena si llega a ese otro lado que eres tú.
Es entonces cuando firmo...
Cuéntame